Un retrovirus es un virus que usa el ARN como material genético. Cuando un retrovirus infecta una célula, se hace una copia de ADN de su genoma que se inserta en el ADN de la célula huésped. Hay una variedad de retrovirus que causan diferentes enfermedades humanas tales como algunas formas de cáncer y el SIDA.


Narración



Los retrovirus han producido una explosión de nuestro conocimiento en los últimos 40 años. El término "retrovirus" significa que se comporta al revés de la forma que todos pensamos en genética, que es que el ADN hace el ARN y el ARN produce una proteína. Los retrovirus tienen un genoma de ARN, y cuando estos llegan a las células, el ARN se transcribe inversamente a ADN, es por eso que decimos que trabaja en forma opuesta. El ADN se inserta en el genoma de la célula, de modo que cuando la célula se divide, este también es copiado, y así comienza a expresar su ARN. Parte de ese ARN es traducido a proteínas que son necesarias para empaquetar a los retrovirus. El resto del ARN es el genoma del retrovirus que es empaquetado y se excreta de la célula y puede infectar a otras células. Hay muchos tipos diferentes de retrovirus. El más famoso en este momento es el virus de inmunodeficiencia humana que causa el síndrome de inmunodeficiencia adquirida, o SIDA. Pero hay muchos tipos diferentes de retrovirus que se asocian con enfermedades como el cáncer, la leucemia y el SIDA, obviamente. Por último, los retrovirus se han modificado para ser utilizados en terapia génica, es así que es posible sacar todos los genes que permiten al retrovirus replicarse y reemplazarlos con un gen que falta en un tipo particular de células. Es así que con la capacidad de integración que tienen los retrovirus, se puede transformar algo que normalmente podría perjudicar a una persona y convertirla en algo que puede ser utilizado como un vehículo terapéutico para mejorarlas.

- David M. Bodine, Ph.D.